Plan D

Inicio / Plan D / ‘Panda by Hattori Hanzo’, la repostería japonesa llega a Madrid

‘Panda by Hattori Hanzo’, la repostería japonesa llega a Madrid

Noelia Santos

Panda by Hattori Hanzo No todo el mundo sabe que los japoneses no tienen la costumbre de tomar postre. Y no todos saben que, paradójicamente, cuentan con una de las tradiciones en dulces y repostería más importante del mundo. Sobre todo por cantidad y variedades. Lo raro es que, con la afición que hay en Madrid a todo lo procedente de este país asiático -solo hay que fijarse en la infinidad de restaurantes japoneses, de gastronomía fusión y de inspiración nipona que surgen constantemente en la ciudad-, ninguno haya apostado por su faceta más dulce.

Hasta ahora. Porque por fin podemos tomar auténticos wawashi (dulces tradicionales japoneses) sin tener que coger un avión. El mérito es de Panda, la nueva pastelería del restaurante-izakaya Hattori Hanzo (Mesonero Romanos, 17 <M> Callao), empeñado en que comamos y merendemos a la japonesa en Madrid. De hecho Panda, que todavía no tiene local propio, utiliza el mismo salón-comedor del restaurante para dar las meriendas, aprovechando que la cocina cierra entre los servicios de la comida y la cena.

Panda by Hattori Hanzo
Frappé de té matcha japonés.

Quienes no saben nada de la repostería japonesa, deben saber que la carta de Panda es prácticamente interminable, así que lo mejor es dejarse aconsejar y probar delicias tradicionales como los mochis rellenos de cremoso helado de frambuesa o mango; y los dorayakis, conocidos por ser el bollito preferido de Doraemon. Pero no todo es desconocido, porque en Panda también hay sitio para las reinterpretaciones japonesas de repostería occidental, como los macarons. Aquí los elaboran según la técnica de Ricardo Vélez (Moulin Chocolat) y los rellenan de flores de sakura (flor de cerezo en salazón y lichis), kuro goma (ganache de sésamo negro y fruta de la pasión), y té matcha. Además de dulces, hay algún platillo salado, como los sandwiches al vapor bao buns, un éxito de la carta de Hattori Hanzo. Y para beber, decenas de variedades de tés, para tomar calientes o fríos en versión frappé, matcha latte o limonadas, como la deliciosa y refrescante sakura, de intenso sabor a frambuesa y agua de rosas.

El resultado es una merienda a base de postres impresionantes a la vista y muy sutiles al paladar, para tomar o para llevar a casa. Y, ante todo, exclusivos porque, por el momento, Panda by Hattori hanzo es la única pastelería japonesa de Madrid y la tercera de España.

Panda by Hattori Hanzo. Desengaño, 11. <M> Callao / Gran Vía

* Fotos Alfonso Ondarroa

¿Te ha gustado?
¡Compártelo!
¡Valóralo!

¿ Recibes nuestra newsletter ?

No te pierdas nuestro boletín semanal de noticias para estar informado, antes que nadie, de las mejores promociones, eventos y novedades de Madrid. ¡Suscríbete!