Las Salesas

Inicio / Restaurantes en Madrid / ‘Lady Madonna’, popular y con clase

‘Lady Madonna’, popular y con clase

Noelia Santos

Lady Madonna no es un local más, decorado con mobiliario reciclado, tonos rústicos y plantas en cada rincón para darle ese puntito mediterráneo. Digamos que no es como los locales que todos copian -y que, por cierto, tanto nos gustan- pero sí el que todos querrán copiar. Esa es la idea con la que Caleb Soler y Alejandro Pérez Alburquerque, propietarios de El Escondite, han puesto en marcha este nuevo local en el barrio de Las Salesas, a un paso del metro Alonso Martínez. Pensado, por cierto, en todos los públicos, desde los más jóvenes a los más mayores. Vamos, que no será difícil encontrarnos a un nieto acompañado por su abuela.

Siguiendo con la estética, diremos que Lady Madona mantiene un cierto aire retro, con una iluminación muy cálida y acogedora; materiales como mármol y madera contrastan a la perfección con los tapizados en tonos teja, marrones y ocres; y está plagado de espejos en paredes y columnas, que crean un curioso efecto visual dotándole de una interesante amplitud, a pesar de ser un local de pequeñas dimensiones. Dispone, además, de una terraza permanente situada en la fachada principal, tanto en verano como en invierno, que le permite abrirse a la calle, siguiendo el estilo de los locales parisinos.

Lady Madonna Restaurante

En el apartado de la cocina, uno de los aspectos diferenciadores es su horno de leña. En torno a él se ha diseñado una carta con toques tradicionales que combina a la perfección las carnes con platos marineros, todos elaborados en ascuas de carbón; en este apartado merece la pena probar el pulpo braseado -al horno, por supuesto- sobre batata, ajada y brotes de espárragos. Pero también los lomos de sardina ahumada con tartar de aguacate y salmorejo, o el risotto de boletus, shitakes y trigueros, como entrantes para compartir.

No faltan la pasta, las hamburguesas ni el bocata de calamares, aunque en una versión muy particular con chipirones y pan de tinta de calamar, lo que le da un característico color negro. Y tienen menú del día, con la singularidad de que el cliente puede elegir la guarnición que más le guste. Los desayunos de Lady Madonna merecen una mención aparte; tienen tanta variedad a elegir -desde tostadas y bollería, a sandwiches, huevos, tortillas y repostería- que, de un solo vistazo, su carta se aproxima más a la de un brunch –que también lo habrá- que a la de un almuerzo mañanero. Y si es en su apacible terraza a pie de calle, mucho mejor.

Parecía difícil, pero creemos que lo hemos conseguido: encontrar un local diferente que pega con todo y con todos. Con clase, en resumidas cuentas.

 

*fotos: Alfonso Ondarroa

¿Te ha gustado?
¡Compártelo!
¡Valóralo!

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies

¿ Recibes nuestra newsletter ?

No te pierdas nuestro boletín semanal de noticias para estar informado, antes que nadie, de las mejores promociones, eventos y novedades de Madrid. ¡Suscríbete!