En poco tiempo, quedar a tomar el brunch ha dejado de ser un capricho para convertirse casi en costumbre en Madrid, al menos entre el público que sigue las corrientes gastro de la ciudad o busca pasar las mañanas del fin de semana en sitios chic rodeado de sus amigos más glotones. Por fin podemos decir que ha pasado la etapa de los precios prohibitivos y los nuevos restaurantes que incorporan el menú de desayuno tardío a su carta lo hacen con precios más razonables, sin que ello implique una rebaja en la calidad de lo que ofrecen. Buena prueba de ello son los cuatro restaurantes que detallamos a continuación; algunos, incluso, se atreven a llevar su menú más allá del fin de semana, ofreciendo su brunch todos los días de la semana.

NUBEL, el que se sirve a diario

Los mejores y más asequibles brunch de Madrid

En el espacio gastronómico que ocupa el edificio Nouvel del Reina Sofía, prefieren el término Late Breakfast para denominar a su menú brunch que, como parece ser costumbre ya, también se brinda al público todos los días de la semana. De buen seguro, una de las razones de esta apuesta se debe a la continua afluencia de turistas que están más habituados a estos contundentes y tardíos desayunos, excusa que el chef de la casa, Javier Muñoz-Calero utiliza para presentar algunos de los platos y productos más característicos de la gastronomía española. De los cinco tipos de brunch que ofrece NuBel (Argumosa, 43 <M> Atocha/Lavapiés), tres tienen como protagonistas platos muy nuestros como son las migas con huevo frito y chorizo picante (Migas brunch), el jamón ibérico con huevos fritos y patatas (Ibérico brunch) y la tortilla de patatas recién hecha (Tortilla brunch). Estos llegan a la mesa en una bandeja de madera, junto a una selección de mini bollos, smoothie (a elegir entre tres tipos), tostada con tomate y aceite, bol de fruta fresca, yogur con granola y café; como veréis, con hambre no os vais a quedar. 

Hay dos opciones más: una para los fieles de los huevos Benedict (hemos de advertir que la salsa holandesa está sencillamente deliciosa) y otra para el público veggie, que dispone de una veggie burger, así como los cócteles habituales para regar el brunch (Bloody Mery, Mimosa, Bellini) Y lo mejor de todo, a precios aptos para todos los mortales, turistas o no. De visita obligada.

Precio: 18€, sábados y domingos;  laborables, 15€. Con cóctel, 2€ más.

Horario: Sábados y domingos, de 11:30 a 15h. Disponible también en laborables (de 11:30 a 14h)

MEAT, el más carnoso

Los mejores y más asequibles brunch de Madrid

Frente a la abundancia de hidratos y azúcares de gran parte de los brunch capitalinos, Meat (Santa Teresa, 4 <M> Alonso Martínez) prefiere dar protagonismo al ingrediente que le da nombre: la carne. Ella es la que manda en casi la mitad de las opciones de incluye el menú de brunch de sus dos locales (Salesas y Chamberí); un menú libre de fórmulas cerradas que podemos configurar libremente según nuestro apetito y apetencias. Para los que prefieren platos salados, obligada la tosta de aguacate y una de sus dos hamburguesas (cualquier elección es acertada, pero la Brunch Burger, con carne 100% ecológica, lechuga, tomate, cheddar, cebolla, bacón y huevo frito está espectacular); aunque también está a la altura su Sándwich Desayuno servido en un pan brioche similar al que abrigan su burgers, con huevo frito, bien de bacon y un irresistible ketchup picante.

En el capítulo dulce, granola casero (yogur griego, granola, frutos rojos) y tortitas, denominadas con gran acierto ‘de la casa’, porque su textura ligera y esponjosa las hace prácticamente únicas. Para beber hay zumos, café, batidos, cervezas y los cócteles habituales en los desayunos tardíos: Bloody Mary, Screewdriver o Mojito. En definitiva, un lugar inesperado que promete buenas sensaciones para los aficionados al brunch y ¡sin agujerear los bolsillos!

Precio: Hamburguesas, 7,50-8,50€. Resto de platos, 3,50-4,50€.

Horario: Sábados y domingos, de 12 a 17h.

CRIPEKA, ligero y delicioso

Los mejores y más asequibles brunch de Madrid

Los que solían frecuentar Cripeka (Santa Teresa, 2 <M> Alonso Martínez) por sus espléndidos desayunos, cuentan ahora con el aliciente añadido de poder engrosar su pedido con nuevas y apetecibles propuestas saladas y dar forma a un menú brunch en toda regla. Un menú con una sección fija que incluye café (o té), zumo de naranja recién exprimida y bizcocho del día, en el que nosotros podemos elegir si queremos que predominen los sabores dulces o salados.  Para los que eligen la primera opción, el brunch Dulzón, se añaden variedad de panes de masa madre con tomate y mermelada, yogur natural con muesli y frutas de temporada y tostada con aguacate y huevo poché, que en esta casa solo se cocina al vapor.  

Para los que optan por el Saladito, un sándwich con salchicha berlinesa a la plancha –su proveedor es nada más y nada menos que la prestigiosa charcutería Thate, de Bilbao- con bacon, huevo poché, pan de semillas y con dos tipos diferentes de mostazas para aderezar. Un menú completo, para degustar sin prisas, mientras repasamos los periódicos del día y todos los suplementos que se adjuntan el fin de semana. 

Precio: 16€; versión mini, sin platos salados 8€.

Horario: Sábados de 10 a 16h, domingos de 10 a 14h. Disponible también en laborables.

BENDITA LOCURA, el cosmopolita

Los mejores y más asequibles brunch de Madrid

El brunch de Bendita Locura (Príncipe de Vergara 73, <M> Núñez de Balboa) se ajusta por completo a las normas de la casa: comida saludable, casera y con aires cosmopolitas. Además, con el objetivo de popularizar aún más la costumbre de este desayuno-almuerzo a media mañana, se han convertido en uno de los pocos locales de Madrid donde podemos tomarlo también en laborables, ofreciendo la posibilidad de tomar tanto el menú completo como en formato pequeño. Nos quedamos con el primero, que incluye café o té (para los muy cafeteros mejor el capuccino bambino), zumo o smoothie del día, una tarrina de crema de yogur con frutos del bosque y granola, tres opciones dulces a elegir (en nuestra visita nos decantamos por el waffle con Nutella y plátano, aunque el croissant de mantequilla con mermelada no defrauda) y un plato salado para culminar. Aquí, los fans de los huevos Benedict van a disfrutar de lo lindo con este plato que llega a la mesa en un tierno bagel con semillas de amapola acompañado de salmón o bacon y unas patatas fritas a las hierbas; para los que se arriesguen a innovar, hay quiche Lorraine, con ensalada de brotes verdes y tomates cherry, que también es una buena elección. 

Para los que llegan con menor apetito, el Little Brunch, que prescinde de los platos dulces y la crema de yogur. La intención es clara: contentar a todo el mundo, y todos los días de la semana. 

Precio: 19€; versión mini, sin platos dulces, 14€.

Horario: Sábados y domingos de 11:30 a 15h. Disponible también en laborables (de 11:30 a 14h).

* Fotos Alfonso Ondarroa

Un comentario

  • Responder
    isa
    21 febrero, 2017

    El Meat que se hace referencia, en Vallehermoso 72, no parece estar aun abierto al publico. Este domingo me hice el paseo hasta alli en balde

Deja tu comentario

Últimos Tweets


Últimas ImÁgenes

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR