destacada

Las cerámicas de Nuria Blanco son unas habituales en el panorama del diseño actual en la capital. Ella, madrileña de nacimiento y con taller propio en la zona de Marqués de Vadillo, comenzó su trayectoria artística estudiando Bellas Artes en la Complutense y grabado en la Escuela de arte número 10, aunque reconoce que siempre ha dibujado, desde bien pequeña. Ha tocado casi todos los palos dentro del arte –dibujo, pintura, grabado, fotografía– y si tiene que citar a algún referente el primero que le viene a la mente es Picasso. La cerámica vino mucho después en su vida, pero ha acabado por convertirse en su soporte estrella.

Para Nuria, la cerámica, al ser un medio utilitario, es capaz de llegar a la gente de forma mucho más directa que cualquier otro soporte. Además, esto le permite jugar al mismo tiempo con el diseño de la pieza y con lo que va pintado en cada una de ellas, logrando que su trabajo tenga a la vez una vertiente funcional y otra más artística.

8. Vajilla+Sardinas+(101856)Sus vajillas, compuestas de piezas únicas, cuyos dibujos se construyen uniendo diferentes platos, cuencos y fuentes, como si de un puzzle se tratara, son auténticas joyas artesanas. Nuria explica que esta idea de fragmentar los dibujos ‘empezó como un juego en torno a la idea romántica de que a nadie le gusta comer solo’. Decoradas con delicadeza y elegancia, Nuria pinta directamente sobre la cerámica, como si lo hiciera sobre un papel o sobre un lienzo. Es un proceso laborioso en el que el tiempo no puede apremiar. El mimo con el que crea cada plato lleva muchas horas de trabajo. Todas las piezas las produce en su propio taller y, de vez en cuando, también colabora con una fábrica de Oropesa (Toledo).

Aunque dice que encuentra la inspiración prácticamente en cualquier sitio –desde un buen libro a internet–, hay motivos recurrentes en sus vajillas. Los animales (terrestres o marinos, mamíferos o reptiles, aves o insectos) son protagonistas, junto a las plantas y otros motivos vegetales. En otras piezas se inspira también en la anatomía humana y en el mundo de los sueños. Con ellos, Nuria consigue crear metáforas y poemas visuales que enamoran al primer vistazo.

Sus vajillas se pueden ver en numerosos mercadillos y pop-ups de Madrid, además de en tiendas como Rughara, Mondo Galería, La Carpintería y Woody Metal. También en su tienda online y en su web, donde se pueden seguir todas sus novedades.

Sin comentarios

Deja tu comentario

Últimas ImÁgenes

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies