Flamenco Madrid

oficio-estudio_panoramica

Melina y David parecían destinados a encontrarse. Ella llevaba toda la vida soñando con dedicarse a lo que más le gustaba, fabricar bolsos de cuero. Él tenía una tienda de bicis, aunque su familia había tenido durante años una fábrica propia de bolsos. Un buen día, ella entró en su tienda para arreglar la cadena de su bicicleta y David, inevitablemente, se fijó en el bolso que llevaba. Melina le dijo que lo había hecho ella misma, aunque esto no era del todo cierto; aún estaba aprendiendo y lo que hacía por aquel entonces era desmontar los bolsos que le gustaban para saber cómo estaban hechos y así poder fabricarlos ella sola. David le recomendó que no se metiera en el mundo de la producción de bolsos, pero Melina no se resignó y, al final, no sólo logró montar un taller propio de bolsos artesanos, sino que acabó convenciendo a David para que se uniera también al proyecto.

oficio-estudio_10Colecciones pequeñas, modelos atemporales inspirados en diseños clásicos –sobre todo en aquellos anteriores a los años 50, cuando todos los bolsos se fabricaban de forma artesana–, materiales de primera calidad y acabados cuidados hasta el último detalle. Esa es la filosofía que hay detrás de este pequeño estudio madrileño, que es a la vez casa y taller, ubicado en el Barrio de las Letras. Su producción es muy pequeña, ya que son sólo ellos dos los que fabrican cada uno de los bolsos, mochilas, carteras, fundas de gafas, llaveros o delantales de cuero. Cuando alguien les hace un encargo, siempre obtiene a cambio un trato personalizado; desde grabar las iniciales propias o las de otra persona hasta tener fotos del proceso de producción, todo, absolutamente todo, lo hacen ellos. De ahí que no vendan en tiendas ni sigan los ciclos de las temporadas del negocio de la moda. Viven ajenos a todo eso porque les gusta tratar directamente con las personas que van a comprar sus bolsos; es una forma bonita y diferente de trabajar, que hace que sepan quién tiene casi cada uno de sus productos, y que muchos de sus clientes se hayan acabado convirtiendo también en amigos.

oficio-estudio_8El nombre de ‘Oficio Studio’ viene, justamente, del oficio que ambos aprendieron de forma casi autodidacta. Apenas quedan artesanos de bolsos en España, por lo que aprender de los maestros era una misión complicada, lo que les acabó llevando a formarse por sí solos, desmontando y volviendo a montar bolsos para entender cómo eran los patrones. Trabajan con pieles procedentes de Palencia y siempre con curtición vegetal, sin químicos, un proceso en el que la piel se curte con cortezas de árboles y aceites vegetales y que favorece el envejecimiento natural del cuero.

Su best-seller es el bolso Anita, que fue el primero que fabricó Melina. Lleva el nombre de la persona que se lo encargó y su diseño está inspirado en el de los antiguos maletines de médico. Otros de sus modelos icónicos son el Gala –un bolso que se asemeja a los antiguos maletines de colegial–, la cartera de mensajero –para la que tomaron como inspiración los bolsos que llevaban antiguamente los carteros españoles–, o la mochila suiza –cuyo diseño se basa en el de las mochilas de los soldados del ejército suizo–.

Para ver todos los modelos de bolsos y los demás artículos que fabrica Oficio Studio, puedes visitar su tienda online.

oficio-estudio_panoramica2

* Fotos Javi de Bona

Un comentario

  • Responder
    Carlos
    25 enero, 2017

    Cuál es vuestra dirección?
    Cordialemente

Deja tu comentario

Últimos Tweets


Últimas ImÁgenes

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies